martes, octubre 31, 2006

El día de brujas (halloween) y la falsa conexión satánica

En vísperas del día de muertos recibí el siguiente correo fundamentalista al que creo necesario mostrar como históricamente impreciso y falso en muchos de los eventos que señala:

H A L L O W E E N

El 31 de octubre es el día más importante en el año satánico. Marca el Año Nuevo de los Celtas, antiguo pueblo de Gran Bretaña. En esta fecha terminaba la época de las cosechas. Ellos tenían las siguientes creencias: hasta el 31de octubre reinaba Baal, dios celta de la primavera y el verano. Desde el 1º de Noviembre reinaba Sanhaim, el dios de la muerte. El 31 de octubre de noche, era un intervalo entre los dos reinados. Las barreras entre lo natural y lo sobrenatural dejaban de existir y los muertos aprovechaban para deambular por el mundo de los vivos, a veces interfiriendo violentamente sus asuntos. Por este motivo el festival del 31 de octubre era considerado el "Festival de la Muerte".

(De ahí también los colores de esta festividad: el naranja representa al otoño, y el negro, representa a la muerte).

En este día, el dios de los celtas llamaba a los espíritus de los malvados que habían muerto en ese año. La noche del 31 de Octubre, era una noche de horror para el pueblo celta. Era el momento de los sacrificios humanos. Hombres, mujeres, ancianos y niños eran llevados a la fuerza y encerrados en grandes cajones de madera y paja. Allí los sacerdotes les prendían fuego. Luego de estos sacrificios, los sacerdotes tenían una comida de acción de gracias, junto a las cenizas.

Los celtas tenían sacerdotes satánicos, llamados Druidas. Los Druidas existían en Gran Bretaña, Roma y Grecia. En sus recorridas, los Druidas llevaban grandes nabos que habían sido previamente vaciados y tallados con formas de caras y emblemas satánicos. Se creía que cada nabo contenía al espíritu del demonio que dirigía o guiaba personalmente al sacerdote, era su pequeño dios. El 31 de Octubre los Druidas iban de casa en casa, demandando ciertas comidas, y aquellos que se las negaban eran maldecidos.

Estas cosas ocurrían ya varios siglos antes de Cristo.

Se hacían sacrificios a los dioses, especialmente al dios de la muerte. Los sacrificios eran de todo tipo, desde vegetales hasta de seres humanos. Esto se siguió practicando durante siglos, en algunos lugares hasta el día de hoy. Los que practicaban la adivinación sabían que esta era la noche en que tenían más éxito. Invocaban a Satanás para que los ayudara en sus esfuerzos.
Los Druidas usaban vestimentas para ocultar su identidad y amenazaba a la gente con maldiciones, si no le daban la comida que requerían.

En el siglo octavo el Papa Gregorio III en un esfuerzo por que la gente dejara de realizar este festival al dios de la muerte, trasladó el Día de Todos los Santos del 13 de Mayo al 1º de Noviembre. El Día de Todos los Santos honraba a los mártires de la persecución de Roma.
El nombre Halloween proviene del hecho mencionado anteriormente. Todos los Santos en inglés era "All Hallow", o "all holy". Con el tiempo se le agregó la terminación "en", una abreviatura de "evening", que significa anochecer, momento en que comienza la festividad. De allí el nombre "Halloween".

En América encontraron un elemento que no tenían en el Viejo Mundo y lo incorporaron a las festividades: las calabazas. Las vaciaban y convertían en linternas, con velas adentro, con las que iluminaban sus reuniones. Una práctica que sigue hasta hoy.

Sin embargo no fue hasta 1848, cuando debido a una gran hambruna que sobrevino en Irlanda, millones de irlandeses emigraron a Norteamérica, y fue entonces cuando esta costumbre se implantó en el Nuevo Mundo. Los irlandeses trajeron con ellos las festividades Druidas.
América del Norte desde su colonización fue declarada una tierra donde se respetaría todas las creencias religiosas. Esto abría las puertas para que las fiestas de los Druidas fueran implantadas allí.

Hay países (y cada vez son más) en que a los niños se los disfrazan de demonios, brujas, fantasmas y salen a la calle cuando ya está oscuro, a repetir lo que hacían los Druidas: pedir comida, solo que ahora piden golosinas y en vez de maldiciones, amenazan con travesuras.
El 31 de Octubre es el día que esperan todos los satanistas y ocultistas del mundo entero para dar honor a Satanás y para orarle a él pidiendo la caída de la Iglesia de Cristo Jesús y la destrucción de las familias. Es la noche del sacrificio humano a Satanás. Es el mejor día del año para Satanás. No es un día de una celebración inofensiva, mediante el cual por ignorancia permitimos que nuestros hijos y amigos participen.

Por mas que uno participe sin mala intención...¿qué necesidad hay de estar en común unión con las tradiciones y costumbres satánicas si uno es hijo de Dios?

Ven cómo algo tan divertido puede ocultar algo tan peligroso,

SI DE VERDAD CREES EN DIOS NO SIGAS ESTE HORRIBLE RITUAL Y ENVÍASELO A AQUELLOS QUE NO LO SABEN.


La conexión celta

1.-La moderna celebración del Halloween en efecto tiene una tenue conexión con una festividad celta. Hablamos del festival del fuego denominado “Samhain” que significa “fin del verano”. No es como se afirma en el correo el nombre del dios de la muerte. De hecho no hay evidencia histórica de ningún dios de la muerte celta y mucho menos de uno que se llamara Samhain. El primero de noviembre marcaba el inicio del año nuevo celta.

2.-Durante la festividad del samhain los límites entre lo natural y lo sobrenatural se creía eran removidos temporalmente; los seres divinos y los espíritus de los muertos interactuaban con los hombres, ALGUNAS VECES de manera violenta. Los celtas no creían en demonios o diablos. Los celtas creían en dioses, gigantes, monstruos, brujas, espíritus, elfos, etc.; pero estos NO eran de naturaleza maligna aunque si podían ser peligrosos. Las hadas, por ejemplo, se creían hostiles a los seres humanos por el resentimiento acumulado por la perdida de sus tierras por las actividades agropecuarias.

3.- Se acepta que los celtas practicaban el sacrifico humano y ejecuciones, limitadas a criminales, prisioneros de guerra y voluntarios. No hay evidencia que durante la festividad del samhain se practicara algún tipo de sacrificio ritual, mucho menos de sacrificio forzado de ancianos y niños.

4.-La tradición de disfrazarse y pedir comida bajo amenaza no puede ser rastreada a los celtas como sugiere el correo. La costumbre de disfrazarse y pedir alimentos puede ser rastreada, sin embargo, a los tiempos del naciente cristianismo, y no se limitaba al día de brujas sino que era más frecuente hacerlo en navidad. La costumbre de amenazar con una broma si no se entregan golosinas se remonta a un cercano año de 1938, aunque en Irlanda e Inglaterra era común realizar bromas en las casas en ese día desde el siglo XIX, simulando la acción de duendes y hadas.

5.La costumbre de tallar remolachas, papas y nabos para usarlas como lámparas era una práctica común entre los pueblos de inglaterra e Irlanda. Su uso no estaba restringido al día de halloween, sencillamente era una solución ingeniosa cuando el metal escaseaba. A partir del siglo XIX es que comienzan a tallarse estas lámparas con caras aterradoras debido a una leyenda de la época sobre un hereje condenado a vagar en la oscuridad por el mundo hasta el dia del juicio final por burlarse tanto de dios como del diablo (una leyenda claramente cristiana). El objetivo perseguido por las lámparas era ahuyentarlo. La costumbre de las calabazas si fue iniciada en América por católicos irlandeses recién llegados al nuevo continente.

Las festividades celtas, aunque paganas, eran de carácter religioso, como lo son hoy ir a misa o las procesiones; por supuesto que desde el punto de vista católico ese tipo de idolatría está equivocado, y en un sentido práctico para el negocio la iglesia decidió tratar de acabar con la celebración de estas fiestas vinculándolas con celebraciones católicas y adoptando muchas costumbres paganas “cristianizándolas”. Por eso celebramos el día de todos los santos el 1ro de noviembre, el nacimiento de cristo el 25 de diciembre, los huevos de pascua, el árbol de navidad, la oración del padre nuestro, la concepción divina, el retiro al desierto, y un muy largo etcétera.

Aunque la ejecución humana por motivos religiosos es repugnante desde cualquier punto de vista, no veo la diferencia con las ejecuciones de mujeres, judíos, masones y herejes por la inquisición católica. Tampoco puedo ver la superioridad en celebrar las festividades de una religión que nació hace 2000 años, sobre las que nacieron hace 5000, 3000, 1000, 500 o 50 años; en cierta manera todas son igualmente espurias en tanto que celebran la dignificación de ilusiones sobrenaturales.

No encuentro el sentido a propagar esta clase de miedo e ignorancia para la difusión de un credo en particular. Si la intención es alejar feligreses de actividades que consideran contrarias o ambiguas con respecto a la fe, la falsificación histórica y la mentira son malos recursos para hacerlo, pues es muy sencillo percatarse de la falsedad o inexactitud de los datos utilizados con un poco de investigación. Aunque no debería sorprenderme tanto, después de todo el engaño es casi una institución por si misma en las religiones.

Nota: el 31 de octubre si está marcado como fecha de celebración por la Biblia satánica(1969) aunque el satanismo como religión es de reciente creación (1966), la elección de esta fecha como celebración parece sólo la incorporación de ciertos mitos preexistentes a la corriente principal del movimiento satanista, con marcado sentido de la ironía y el humor. Sus celebraciones no tienen ninguna signifacación oculta.

*La costumbre de disfrazarse en halloween es también reciente en la era moderna, remitiéndose a 1930.

11 comentarios:

Pereque dijo...

Se podrían hacer varias entradas sobre los datos falsos de esa cadena. También sobre los datos que calla, por ejemplo, que los irlandeses que metieron el Halloween a Estados Unidos eran católicos.

Me parece bastante absurdo que el catolicismo fundamentalista censure el Halloween, pero alabe al Día de Muertos siendo que los dos son igual de paganos. Estoy preparando una entrada al respecto.

Saludos, P.

mathcons dijo...

pereque: algo que se me olvidó mencionar tiene relación con lo que dices sobre los irlandeses. En el correo se trata de vincular el tallado de calabazas con los celtas, cosa falsa también. Lo acabo de poner en el post.

un abrazo,
fernando velázquez

JASO dijo...

Esos católicos radicales como siempre denostando todo lo que en materia de tradición y misticismo no provenga de ellos.

Por otro lado, la tradición me agradaba de adolecente, cuando aisitía a desmadres con mucho alcohol celebrando el halloween.

Saludos Fernando.

Antonio dijo...

Sería bueno promover la difusión de todo lo anticristiano y anticatólico que hay en todas las celebraciones y tradiciones. Quien quita y nos toca ver al último católico cerrando la puerta por fuera

(Debo aclarar que es broma)

Un Abrazo

Trisha dijo...

Me gustaría me visitarás, en mi ultimo post escribo solo un pokito acerca del tema, agradeceria mucho un comentario; y a los demás también aunke sea en contra de lo que escribo.

mathcons dijo...

jaso:ese tipo de celebraciones si me gusta. Por eso también me gusta la semana santa.

antonio: recuerdo que una vez un amigo se enojó conmigo por decir que la historia de cristo tenía paralelismos sospechosos con la mitología alrededor del faraón egipcio. Primero se enojó y luego me dijo que no le importaba.

trisha: gracias por la visita, ya visité tu blog y dejé un comentario.

un abrazo,
fernando velázquez

Vil Clinton dijo...

Un post muy interesante, como siempre.

Habría que hablar también de cómo, a final de cuentas, el jalogüin, el día de san valentín, la navidad y todas las fechas que se dejen, son tremendamante manipuladas por el marketing feroz.

En el súper, venden chicles de bolita anaranjados y negros y era la vitrina más vacía; es lo que anda mascando la gente en estos días.

mathcons dijo...

vil:el aspect0 comercial no lo abordé mucho en este post, pero ahora que lo pienso, puede ser que el ataque religioso a esta fecha sea sólo pura envidia. Les ganaron un buen negocio.

un abrazo,
fernando velázquez

Art dijo...

Mitologías existen en muchos pueblos y sin embargo sólo se consideran unas cuántas como "importantes" o "verdaderas".

Me parece que todas las historias en un principio se hiciéron con intención de dar moralejas. Pero terminaron siendo moralistas y grandes corporaciones, alejándose muchas veces de la intención de mejorar aspectos de lo humano.

Es necesario por ello el respeto a las creencias, entre quiénes creen y quiénes no, como entre quiénes creen en dioses distintos.

Después de todo, la idea de un dios impide creérnos lo máximo, pero me parece que un poco de humildad bien puede venir de otras fuentes.

Manuel Jose dijo...

Oye idiota Baal era Babilonio, era el señor de las moscas y samhain no era un dios... asi se llamaba el halloween para ellos... halloween viene sajon "All hollows eve" ke kiere decir "vispera de los muertos" idiota!!!!!! A tirartelas de sabiondo a otro lado

mathcons dijo...

manuel jose:

Te pido amablemente volver a leer el post. Las letras en azul son de un correo que recibí, y que en efecto, adolece de muchas imprecisiones.
Las letras en amarillo y rojo, son aquellas imprecisiones que yo pude encontrar.
La de Baal no la sabía y todavía he de corroborarla; lo de Samhain lo mencionó en el apartado "La conexión celta".

"La diferencia entre la palabra adecuada y la casi correcta, es la misma que entre el rayo y la luciérnaga."
Mark Twain

Fernando Velázquez